Please use this identifier to cite or link to this item: https://hdl.handle.net/20.500.12544/142
Geología del cuadrángulo de Arequipa 33-s - [Boletín A 24]
1970
INGEMMET. Boletín, Serie A: Carta Geológica Nacional, n° 24
El informe trata de la geología del cuadrángulo de Arequipa (2,950 Km² aproximadamente). Se han considerado seis unidades geomorfológicas: Planicie Costanera, Cordillera de Laderas, Estribaciones del Altiplano, Altiplanicies, Arco Volcánico del Barroso y Penillanura de Arequipa. Las rocas varían en edad desde el Precambriano hasta el Reciente, comenzando con las del Complejo Basal que son las más antiguas y consisten de varios tipos de gneis, anfibolita y pequeños stocks de granito potásico. En el área no se han encontrado rocas paleozoicas ni triásicas y la secuencia volcánico-sedimentaria del Liásico (Volcánico Chocolate) descansa en discordancia angular sobre el Complejo Basal. La Formación Socosani, del Jurásico medio está constituida, principalmente, por sedimentos calcáreos sobreyaciendo al volcánico Chocolate y soportando al Grupo Yura con discordancia erosional en ambos casos. En el Grupo Yura, se han diferenciado los miembros Puente, Cachíos, Labra, Gramadal y Hualhuani, comprendidos en el Jurásico superior y posiblemente el Neocomiano, correspondientes a facies oscilantes de marinas a epicontinentales. Las condiciones marinas se acentuaron progresivamente desde el Cretáceo medio, alcanzando su mayor desarrollo y extensión en el Coniaciano, depositándose las formaciones Murco y Arcurquina; y por último, como efecto de un mar en regresión, el yeso de la formación Chilcane, que puso fin a la sedimentación marina en el área. Después de la emersión originada por el primer movimiento andino, se depositaron las capas rojas del Terciario inferior que corresponden a las Formaciones Huanca y Sotillo. El grupo Tacaza, compuesto por rocas volcánicas y sedimentarias, yace con discordancia angular sobre la Formación Huanca. En el Terciario superior, se depositaron la Formación Millo y el Volcánico Sencca, a la vez que ocurrieron varias fases de erosión, llegando a los comienzos del Cuaternario, cuando se inició un intenso volcanismo que dio lugar a los Volcánicos Chila y Barroso. La glaciación parece no haber sido muy activa en la región, y los depósitos recientes, están formados por material aluvial y eólico. Las rocas ígneas intrusivas constituyen, esencialmente, el Batolito de la Cordillera de Laderas. Por su composición y relaciones de intrusión, se han diferenciado seis unidades, que se han denominado: Tonalita Torconta, Grupo Gabro-diorita, Tonalita Laderas, Grupo Vítor, Granodiorita y Diques de cuarzo, aplitas y pegmatitas. En el área han ocurrido, por lo menos, dos episodios mayores de deformación estructural. El primero, entre el Cretáceo tardío y comienzos del Terciario, y el segundo, de menor intensidad, en el Eoceno superior (?). Posteriormente se produjeron otros más débiles, en el Terciario medio y superior. La mineralización metálica, es fundamentalmente de oro y cobre y se encuentra localizada en algunas rocas intrusivas del Batolito, con escaso valor económico. Los depósitos no metálicos, más importantes, están constituidos por yeso, calizas, carbón, travertinos y rocas ornamentales.
Servicio de Geología y Minería
64 p.

Files in This Item:
File Description SizeFormat 
A-024-Boletin_Arequipa-33s.PDF2.95 MBAdobe PDFView/Open
A-024-Mapa_Arequipa-33s.pdf8.74 MBAdobe PDFView/Open


This item is licensed under a Creative Commons License Creative Commons